Discos de inducción

Los opérculos o discos de inducción son los consumibles imprescindibles para el sellado por inducción. CSP ofrece una amplia gamma de discos de inducción: impresos, personalizados, de fácil apertura, con o sin pestañas, clean peel...

Los opérculos o discos para el sellado por inducción están compuestos por una lámina de aluminio y una capa de polímero compatible con el material del envase a sellar.

El proceso de sellado de este tipo de discos es muy sencillo. En primer lugar, es importante tener en cuenta que la tapa del envase debe ser ya suministrada con el opérculo colocado correctamente en su interior. Una vez cerrados los envases con su tapa el envase puede ya ser sellados por inducción. La selladora emite un campo electromagnético -de muy bajo nivel de calor- sobre el aluminio que, al calentarse, funde el polímero el cual queda totalmente soldado en la boca del envase obteniendo un sellado inviolable.

Estos discos provienen de un material de sellado con varias capas de laminación que ha sido diseñado para prevenir las fugas y proporcionar un sellado fuerte para una amplia gama de cierres y envases en diferentes tipos de industrias. Este material de sellado puede ser impreso e incluso con un mensaje o logo personalizado y ser entregado en opérculos o en bobinas en función de las necesidades del cliente.

Los opérculos o discos están disponibles en una amplia gamma de aplicaciones: en variedad de materiales, en diferentes medidas y con varios tipos y medidas de pestañas.